sábado, 1 de setiembre de 2007

Por el día de los blogs...

.
Aprovecho (un poco tarde) esta celebración para hacer un comentario sobre los blogs y su posible importancia.

Abrí este blog en setiembre del año pasado (ya voy a cumplir un año), pensado principalmente como un blog de ciencias sociales, motivado por varias cosas, entre ellas, poner un grano de arena en la dirección de construir una "comunidad virtual de ciencias sociales". En otras palabras, seguía la inspiración del proyecto Cholonautas, cuyo propósito es ayudar a cerrar las brechas de información y formación en colegas y estudiantes de ciencias sociales.

http://www.cholonautas.edu.pe/

http://www.cholonautas.edu.pe/proyectocholonautas.pdf

Cholonautas nació por iniciativa de Carlos Iván Degregori, después de hacer un estudio sobre la enseñanza de antropología en el Perú. Degregori constató grandes deficiencias en la formación, así como graves limitaciones para acceder a información actualizada, especialmente en universidades públicas en provincias. Internet pareció una buena idea para ayudar a cerrar esa brecha y llegar directamente a los estudiantes.

http://cies.org.pe/files/active/0/ib15.pdf

Claro que hay muchos problemas que se tienen que remontar. Como puede verse en el cuadro a continuación (datos de 2001, del estudio de Degregori y otros), sólo un 36% de los estudiantes de antropología de la UNC (Huancayo) y de la UNSCH (Ayacucho) declararon tener acceso regular a una computadora. Un 60% declaró que no manejaba nada de internet en UNC y UNSCH, y un 50% en San Marcos. Seguramente las cosas deben haber mejorado mucho de 2001 para acá, pero partimos de un piso bien bajo. Se contaba para avanzar con un 8 y un 15% de declaraba manejar "mucho" la internet, en UNC-UNSCH y San Marcos, respectivamente.

ACCESO A TECNOLOGÍA: ESTUDIANTES UNCP, UNSCH, UNMSM
UNC,UNSCH San Marcos
Equipo Porcentajes Porcentajes

Computadora 36 43
Máquina de escribir 56 52
Papel y lápiz 8 5
Total 100 100

MANEJO DE WINDOWS: ESTUDIANTES UNCP, UNSCH, UNMSM
Provincias San Marcos
Saben manejar Windows Internet Windows Internet
Mucho 20 8 22 15
Poco 48 32 72 35
Nada 32 60 6 50
Total 100 100 100 100

(perdón: se perdió el formato de los cuadros, pero los números están allí).

El formato de blog, por su agilidad y posibilidad de diálogo y discusión, es un excelente medio para ayudar a cerrar los problemas de acceso a la información y la ausencia de debate. Soy optimista y creo que poco a poco se avanza, gracias a la proliferación de páginas web y colegas con blogs, como los que ya muchos han recomendado en estos días. Aprovecho para agradecer a los bloggers que han recomendado la lectura de Virtù e Fortuna.

Termino con un comentario personal. Pertenezco a una "generación intermedia" en cuestiones de tecnología: tuve que escribir a máquina los primeros capítulos de mi memoria de bachillerato, y la versión final la escribí con word star. Cuando viajé a México en 1992, para mis estudios de maestría, prácticamente no existían internet ni el correo electrónico: parece la prehistoria, pero es hace quince años. Los peruanos en México nos enterábamos de las cosas en el país, básicamente, por recortes de diarios que nos mandaban nuestros parientes y amigos de cuando en cuando. Como recuerda Bill Clinton en un artículo, en 1993, cuando llegó a la presidencia, existían 50 páginas web. Ocho años después, 350 millones. Algo parecido está pasando con los blogs... Será por haber vivido en el mundo pre-internet es que me fascina tanto todo lo que puede hacerse ahora.

Otro recuerdo. Cuando era estudiante universitario, a mediados de los ochenta, todavía funcionaba aquello de que un profesor que salía a estudiar o pasaba una temporada fuera, regresaba con un autor bajo el brazo, era prácticamente el único que tenía sus libros y podía conocerlo. Los autores, libros, teorías, eran de acceso casi imposible, era muy difícil socializar el conocimiento. Recuerdo en la fac. de cc.ss. cuando César Guadalupe llegó a sociología con la Teoría de la estructuración de Giddens, o cuando Guillermo Nugent llegó con la Teoría de la acción comunicativa de Habermas; antes, Sinesio López llegó con las ideas de Aricó y Portantiero sobre Gramsci, y un largo etcétera. Hoy, los estudiantes pueden, si tienen la habilidad suficiente, acceder a los últimos papers de todos los autores, a las páginas webs y los blogs de los profesores, escribirles un correo electrónico (algunos responden), ver syllabus de cursos y planes de estudio de especialidades, en fin. El potencial democratizador es enorme.

Claro, no todos tienen computadora, no todos tienen las habilidades que se requieren, pero soy optimista; cada vez más las cosas están al alcance de quien quiera utilizarlas. La cosa es hacer esfuerzos para acercar la información a quien la necesita, con un criterio democratizador. Ese propósito anima también este blog.

Termino por ello con cinco recomendaciones, de blogs de colegas de ciencia política que me parecen siempre útiles:

Blog de Josep Colomer:
http://jcolomer.blogspot.com/

Political Science Weblog
http://www.henryfarrell.net/polsci/

Blog de Jesús Silva-Herzog (México)
http://blogjesussilvaherzogm.typepad.com/el_blog_de_jess_silva_her/

Blog de Patricio Navia (Chile)
http://blogo.cl/roller/page/patonavia

Blog de Miguel Centellas (Bolivia)
http://www.mcentellas.com/

5 comentarios:

Susana dijo...

Hola Martín,

Como yo no he puesto nada en mi blog por el blog day aprovecho tu post para decir algo. Aunque tú eres muuuuuuuuucho mayor que yo :) a mí también me tocó hacer mi tesis de licenciatura con word star, e imprimirla muy lentamente con una impresora de puntos. Era un lujo tener máquina propia en aquellos días, casi nadie tenia y habia que agenciárselas. Cuando yo estudiaba, pues no habia computadoras y nadie tenía correo electrónico... aunque nadie crea, algunas cosas se sacaban con gelatinografo! Así que se de que estas hablando, y comparto contigo la admiración cotidiana por los poderes y alcances de la tecnología. Pero no me gusta la tecnología como un fin en si misma... en mi caso, mi blog lo concibo como un espacio de intercambio de ideas y una manera de aportar, humildemente, a la mejora de la psicología y de la educación en el Perú.
Susana
PD. No recomendé ningún blog porque casi no leo ninguno, aparte de los pocos que estan linkeados en mi pagina y que son los mismos que leemos todos.

Nicolás Bello dijo...

Mi primera PC tenía DOS, la compraron cuando yo tenía más o menos siete años. Eso fue en el 93. Recuerdo claramente cuando le instalaron el multimedia con el Windows 95. Como podrás imaginar, mi educación fue bastante convencional: el profesor venía, dictaba, tomaba examen, revisaba cuaderno y ponía nota. A decir verdad no imaginaba la posibilidad de un "lugar" virtual, ni mucho menos sus capacidades.

Hoy veo a mi hermano de doce entrar y salir del Internet como le da la gana. Yo lo considero un hijo de la era del Internet, de la primera generación. Yo tuve que habituarme y ni qué decir de mis papás.

A decir verdad comparto tu optimismo acerca de las posibilidades de democratización que ha traido la web. Sobre los blogs, estoy seguro de que cumplen su función de crear un diálogo abierto acerca de todos los temas. Creo que se trata de una revolución que ya está sintiéndose en gran cantidad de ámbitos.

Javier dijo...

De entrada yo también comparto el optimismo porque tu y yo con la internet disfrutamos como bebes de todas estas potencialidades que hace quince años eran inimaginables. Pero creo que hay algo que se nos escapa.

Los chavales de hoy -mi propio hijo por ejemplo- no es que tengan mejores o peores métodos de aprendizaje con internet. Sencillamente está en otro nivel, otro estadio de aprendizaje con sus propias prioridades y contradicciones. Es más, el paso de la lectura lineal de libros a la exploración-explotación del hípertexto es como pasar de jugar cricket a jugar fútbol-sala, o de estar acostumbrado a hacer marinados y meterte en el mundo de los guisos: Otra cosa, ni mejor ni peor. Y esa otra cosa es un universo aparte con sus propias noicas y ambiciones, las cuales nosotros solamente intuimos pero poco más.

O sea: La gente hoy lee menos y escribe bastante peor que antes (digamos que eso se podría comprobar objetivamente)...¿Y qué?eso eso no significa que sean peores profesionales ni tengan menos integridad o valores que nosotros. Y su inserción automática y hasta entusiasta a la sociedad del espectáculo no los convierte en personas más triviales o menos comprometidas que sus antecesores.

Miguel Vera dijo...

Para mí es increíble. Gracias al hecho de tener un blog ya no sólo me limito a leer y comentar los blogs de diversos doctores en mi campo de estudio (la geología), sino que tengo ahora el honor de ser enlazado y leído por algunos, así como también la oportunidad de participar con ellos en eventos como los populares blog carnivals. El que busca encuentra, no hay duda.

Muy bueno tu comentario. Saludos.

Roberto dijo...

martín. sumo al texto del proyecto cholonautas, algunas reflexiones al vuelo, que fueron presentadas el 2005 en un evento en la pucp. pertinentes y para contrastar con el 2007.

saludos

El futuro

Estamos en un escenario realmente incierto sobre la internet. La aparición de los blogs y de la llamada blogósfera, las herramientas wiki, la posible muerte del html y la hegemonía del xml (un html mejorado), etc., todo eso nos plantea nuevas interrogantes. Todo un nuevo vocabulario ha aparecido ante nosotros, cuando ni siquiera nos habíamos acostumbrado al anterior.

Antes nos asombrábamos con las páginas web. Estas se transformaron prontamente en portales y navegar en ellos era como ir por el supermercado. En pocos años los portales se han convertido en los génericos sitios web: lugares donde se está, donde se participa, donde algo se hace. Espacios virtuales, diseñados para la interacción no solamente entre el visitante y el sitio, sino también (y quizá sobre todo) entre los propios visitantes.

Citando a Eduardo Arcos (responsable del weblog o bitácora virtual www.alt1040.com), reflexionando sobre la evolución de la web a esto que se viene llamando web 2.0 (más una filosofía que un nuevo lenguaje, aunque pasa también por nuevos códigos web):

“El Web 2.0 es acerca de la gente y crear a partir de ellos. De construir aplicaciones livianas, sencillas y específicas que se puedan acceder desde cualquier computadora por medio de un navegador, fáciles de usar y con un verdadero propósito. Web 2.0 es aprovechar el web como tal, darles herramientas útiles a las personas, es acerca de conversaciones, de acercar personas y comunicarse entre ellas. El uso de las herramientas, protocolos y los cientos de acrónimos de moda son sólo una consecuencia, no lo contrario.”[3]

Si la clave es la participación, quizá no sea tan útil fijarse en los indicadores de volúmenes de visita, sino más bien en la calidad de esta visita: ¿Qué hacen los usuarios al conectarse? ¿Cómo interactúan entre ellos? ¿Cómo se van identificando con el espacio? ¿Cómo usan la información?

Quizá esta última pregunta sea la más inquietante, y sobre todo en el ámbito de las ciencias sociales. Copiar y pegar es casi una filosofía inventada por el Microsoft Windows. La información aparentemente está casi al alcance. Solamente tenemos que hacer clic. Arrastrar y soltar. Como en una pesadilla derrideana, la idea del autor y la propiedad intelectual de una obra, en este caso de una obra intelectual, va diluyéndose o deconstruyéndose. Héroes de la era de la información como Linus Torvalds (creador nada menos que del Linux) han planteado que el conocimiento se construye de manera colaborativa. Un sistema operativo, un libro, un ensayo, ya no serían de una persona, sino de una colectividad o comunidad de artesanos que van añadiendo, quitando, cortando, pegando, sumando ideas. Pasión, creatividad y libertad. Una de las experiencias dignas de analizar en todo este proceso de cambios es la enciclopedia virtual www.wikipedia.org, cuyo crecimiento es realmente conmovedor debido a que no tiene un solo autor: todos somos potenciales creadores. El problema no está en las tecnologías, sino en las formas de enseñanza que deben adaptarse a estos nuevos tiempos y a esta revolución en la producción del conocimiento.

Finalmente, en el campo más amplio del país y la sociedad de la información, tener en cuenta que nada esta dicho y que todo sigue evolucionando. Internet está dejando de ser lo que era hace unos 10 años. El usuario actual, el que recién inicia, está, pienso yo y podemos someterlo a debate, en mejores condiciones para entender de qué trata y por dónde va la ola que aquellos que nos iniciamos en DOS. La sociedad virtual recién está alcanzando una forma, una esencia y dejando de ser ese espacio gaseoso e incierto que era hace más de una década.